El exceso de líquidos es un problema en los pacientes con enfermedad renal crónica, ya que en esta etapa puede presentarse retención de líquidos, originando edema (hinchazón), hipertensión arterial (elevación de la presión arterial) y sobrecarga de líquidos por el corazón, es decir, al tener que bombear más sangre diluida con el agua, crece, y a la larga falla del corazón (insuficiencia cardiaca).

Los padecimientos cardiacos son la principal causa de muerte en un paciente con insuficiencia renal o enfermedad renal crónica, por eso es sumamente importante que controle sus líquidos.

En hemodiálisis un paciente que ya no orina y recibe 3 sesiones por semana, no debe subir más de 2 kilos entre cada hemodiálisis, o sea si a usted le bajan más de 2kilos en la hemodiálisis significa que está tomando agua de más.

 

Recuerde que cuidarse es el hábito más saludable.

 

 

Mas artículos e información aquí.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

nefrologo df